Optimizado para Google Chrome y Mozilla Firefox

Martes, 27 Junio 2017

facebook_bottom Twitter_bottom instagram_bottom2 youtube_bottom

Lo de la presión no sirve para amedrentar a Manu Parres

18-04-17_Manuel_Parres_sacando_ante_Ibiza

El central de Unicaja Almería recuerda que el objetivo siempre es el de jugar las finales y desde ahí propone un clásico “partido a partido” ante el potente Ca’n Ventura, al que no se puede hacer ninguna concesión

Tanto si juega como titular como si sale desde el banquillo, el ilicitano está logrando una línea de máxima regularidad en su juego, “dando el máximo siempre y buscando aportar lo que le hace falta al equipo”

Tiene que pararse a hacer memoria: va a por su cuarta final de la Superliga, y de las tres ocasiones anteriores ha ganado dos, una con cada camiseta. En 2012 fue campeón con Teruel y en 2016 lo fue con Unicaja, contra quien perdió en 2013 en un Moisés Ruiz que es ahora su casa. Manuel Parres podría lograr encadenar dos títulos consecutivos por primera vez, resultándole extraño no tener a los turolenses al otro lado de la red: “Esta temporada ha salido un equipo como Palma, potente, que se ha metido en la final por méritos propios”. El que no se ha perdido la cita en los últimos once años es el club ahorrador, así que no acepta la carga de presión que desde el conjunto palmesano se ha intentado pintar de verde.

Es más, en su caso, siendo experto de las batallas en las alturas, por la conquista de los títulos, más bien considera que es al revés: “Lo que toca ahora es rematar la faena; en parte ellos se están quitando presión de encima; nosotros teníamos que estar en la final y yo por mi parte no siento ninguna presión, tengo claro que esto es muy importante, una más dentro de mi carrera, una final con motivación, sin nada de presión, y no es por tirar la pelota al otro tejado, pero diría que ellos tienen más”. No afecta lo más mínimo no haber ganado ningún título, como se ha intentado trasladar desde Mallorca vía Teruel a cargo de Dreyer: “Que hayan ganado la Copa del Rey o que nosotros la hayamos perdido no nos presiona”.

Inluso se tuvieron puntos de set en el primero y en el segundo que no cuajaron, con el equipo muy mermado, y de nuevo es Ca’n Ventura el que tiene que ir al asalto del título en un choque de dos equipos “muy igualados”. El central ve varias claves importantes, pero la primera es tirar de una expresión típica: “Ir paso a paso y partido a partido; hay de momento una final, que es el viernes, y a partir de ahí tocará pensar en el sábado, así que es clave que todo el equipo se mentalice en que es importante empezar con buen pie”. Contra Palma sabe Parres que es el primer partido puede decir mucho y pide concentración: “Que no haya desventajas grandes, todos los sets concentrados porque un partido de voleibol es muy largo”.

Ha sucedido esta temporada que por momentos dentro de los encuentros se ha entrado en altibajos: “Intentaremos que eso no suceda, que mantengamos un nivel estable, que estemos luchando todos los sets independientemente del resultado”. Ni siquiera gasta fuerzas en pensar en revancha: “La Copa fue un partido y esto es una final a más de un partido, nos vamos a enfrentar varias veces y no es lo mismo”. Se parte en casa con un factor cancha que no le da ninguna garantía: “Esto es un arma de doble filo, ya que sí un hipotético quinto partido sería en casa, pero sería muy peligroso perder en el Moisés sabiendo que debes ganar uno de los dos para volver a jugártelo todo en el último”.

Insiste el ilicitano, en relación a ello, en la necesidad de mantener un alto ritmo en cada momento: “Dentro de cada parido, no tirar ni un set ni un punto, luchar hasta el final”. Además, tiene una confianza ciega en los compañeros: “Como a cualquier jugador, me gusta que mi colocador confíe en mí y me ponga las bolas decisivas, pero este sábado fui yo y otro día puede ser cualquier otro jugador, y estoy seguro que cualquiera de nosotros lo puede hacer, cualquiera va a cerrar las bolas decisivas y va a ser positivo para el equipo”. A esto se suma una clara mejoría en el rendimiento durante la semifinal: “El último fue mucho mejor que los anteriores, aquí Ibiza jugó mejor y en su campo bajaron el rendimiento”.

Pero lanza una advertencia: “No hay tampoco que olvidarse de que el primer set de este sábado fue complicado, con una desventaja importante al principio, que si se repitiera contra Palma sería un hándicap al ser posiblemente más complicado de remontar; Ibiza concedió errores y Juanmi sacó muy bien”. Parres tiene claro que “eso es lo que hay que evitar, porque caer en una desventaja así en play off no puede ser”. Insiste el central: “Tenemos que estar atentos y cuidar eso”. A ello también ayudará el público: “Hacemos una llamada de atención para que la gente acuda este fin de semana al pabellón y que nos animen como siempre han hecho, necesitamos a la afición, para nosotros es muy importante”.

La misión compartida es “encarrilar la eliminatoria hacia el lado positivo”, y la suya es mantener su regularidad: “Intento no bajar del 70%, porque si bajo se nota mucho en mi rendimiento, y no sé si es veteranía, porque creo que me quedan unos cuantos años por jugar, pero lo que intento es concentrarme en que si me toca salir de principio voy a darlo todo y no bajar para que no ser sustituido, dar el máximo para que el equipo pueda ganar el partido, y si salgo del banco, hacerlo con buen pie, concentrado, intentando dar lo que he visto desde fuera que le hace fala al equipo”. El sábado tuvo “muy buenas sensaciones, leyendo muy bien el bloqueo, otras veces cuesta más, pero lo importante es estar en otro final más”.

 

Colaboradores

hla_mediterraneo diario_de_almeria godeporte halcon_viajes Hotel_avenida ideal jgonzalez Imprenta_M3 ortopedia_oliva qvision r_pino ranyel Alcazaba_Resonancia