Optimizado para Google Chrome y Mozilla Firefox

Martes, 27 Junio 2017

facebook_bottom Twitter_bottom instagram_bottom2 youtube_bottom

Con billete de vuelta a Almería

 

Unicaja asume un nuevo reto en su historia tras el triplete y buscará la remontada frente a Ca’n Ventura partiendo desde cero y con el ánimo renovado tras la semana de repaso de los puntos fuertes de su juego

La mentalización pasa por ir partido a partido, siendo el primer objetivo obligado la victoria este sábado desde las 18.00 horas para seguir con otra el domingo en el mismo horario y devolver la final al Moisés Ruiz

Empezar de cero, tal y como se tuvo que dar comienzo al play off dejando atrás un dominio abrumador de la fase regular. No se ganó la liga habiendo sido el mejor claramente en 22 partidos, sino que hacían falta seis victorias más. Lo mismo se puede y se debe aplicar ahora, ya que tampoco se es campeón habiendo ganado dos partidos de la serie. En el voleibol nada acaba hasta que el último balón toca tierra, y Ca’n Ventura puede tener una sensación muy parecida a la que Unicaja Almería ha vivido si los verdes nivelan la contienda con una doble victoria en el mítico Son Moix. La condición sine qua non para ello es un ‘reseteo’ mental que de nuevo ponga a los ahorradores en su ‘modo’ habitual de ganadores.

Los pasos que se han dado durante la semana se han encaminado a ello, puesto que se ha analizado cada detalle de lo ocurrido en viernes y sábado, prestando una especial atención a algo que se usa como latiguillo pero que es una definición muy ajustada: los pequeños detalles. Hay cuestiones más de bulto y medibles en las que se marcó diferencia, como los porcentajes de contraataque y el provecho de la bola alta, pero otras que introducen matices y condicionan sobremanera la marcha de los sets, incluso dando un giro al devenir de los acontecimientos o no permitiéndolo. A veces es solo cuestión de suerte, pero eso también cuenta. Juanmi González hacía mención a “la varita que te toca en un balón decisivo”.

Pero esto es una final, posiblemente la de más alto nivel de los últimos tiempos, con una reunión de estrellas repartidas en los dos bandos. Cada equipo tiene sus armas y ambos están obligados a usarlas del mejor modo posible. Lo de tener factor cancha a favor se ha demostrado que no es una de ellas. Incluso cabe el matiz a ese respecto de que Ca’n Ventura jugó en el Moisés Ruiz como en casa, puesto que hasta seis de sus hombres son de pasado blanquiverde. En concreto, cuatro de los siete titulares han sido campeones con la camiseta almeriense, tres muy recientemente, tanto como la temporada pasada. El pabellón no les es nada extraño, ni tampoco un público agradecido que los respeta.

No hay ni bajas ni altas en ninguna de las dos formaciones, que en el caso verde llega con casi todo al segundo fin de semana por la ausencia de Israel Rodríguez. Como es lógico, el equipo palmesano tendrá que poner a enfriar el cava porque puede salir campeón, ello en contra de los supersticiosos, pero Unicaja buscará que la mejor Superliga de los últimos tiempos no acabe, que dure una semana más. Desde luego que la competición lo merece, y de ser así sería la tercera en cuatro años que se juega quinto partido. Sin cambios en Almería, Dreyer se aferra a su equipo titular, que por ahora le ha dado ventaja. Mientras tanto, Molducci tiene unas cuantas variables para nivelar la situación adversa con la que se viaja.

Y es que son muchas más las virtudes del vigente rey de la liga que sus defectos y es justo eso lo que hay que hacer valer en el pabellón palmesano. A Son Moix vuelve Piero por primera vez tras haber sido campeón en 2005, ya que en enero el escenario fue el Germán Escalas y posteriormente se produjo la mudanza de recinto de Ca’n Ventura buscando un mayor aforo. Al club de Damián Seguí hay que agradecerle que haya desperezado la pasión por el voleibol que sin duda hay en Mallorca, como sucedió algo más de una década atrás. Como detalle histórico cabe subrayar que Son Amar regresó para dar el toque que necesitaba el CV Portol para ser ganador, y que precisamente Unicaja le ganó su primera final.

Después fue campeón tres veces consecutivas, no ante Molducci, pero la re-entrada no fue triunfal porque lo impidió el técnico italiano. El hacedor de títulos tiene ante si un nuevo reto histórico, puesto que jamás se ha remontado un 0-2. Eso sí, cuando se escribe la historia que ha vivido el club ahorrador es cada vez más difícil añadir capítulos que eleven un poco más la leyenda. Ahora se tiene la ocasión de hacerlo dando continuidad al éxito sin precedentes de la pasada temporada. Jamás se había firmado un triplete, y se logró, y tal y como se ha puesto la final, llega el momento de romper otra vez y de dejar para la posteridad una remontada que no es ninguna quimera ni para el club ni para sus jugadores.

El horario establecido para el fin de semana es el de las seis de la tarde, siendo los árbitros designados la pareja valenciana formada por Juan Mario Bernaola y Francisco José Ortega. Ambos se intercambiarían silla en el caso de producirse una victoria de Unicaja Almería este sábado. Si el vigente campeón quiere llegar a la docena de entorchados ligueros, tiene que limitarse a hacer lo que sabe, jugar bien y competir mejor. “Si no es emocionante, no es una final”, decía Madalóz, y “luchar por cada balón” es la promesa de Cézar. Esto no puede quedar aquí para un grupo que todavía no ha tenido recompensa a su trabajo de toda la temporada, así que es el momento de cobrarse lo merecido.

FICHA DE LOS PARTIDOS

Jornada: Final 3 (y 4)

Partidos: Ca’n Ventura – Unicaja Almería

Día: Sábado 29 de abril (y domingo 30 de abril) de 2017

Hora: 18.00 horas

Lugar: Son Moix

Árbitros: Juan Mario Bernaola (Valencia) y Francisco José Ortega (Valencia)

 

Colaboradores

hla_mediterraneo diario_de_almeria godeporte halcon_viajes Hotel_avenida ideal jgonzalez Imprenta_M3 ortopedia_oliva qvision r_pino ranyel Alcazaba_Resonancia